Las noticias de tan! en su email

Introduzca su correo electrónico:

Unicaja Almería exprime la semana pensando en Melilla

El equipo ahorrador sigue ajustando su juego cada día que pasa, con la plantilla muy motivada y “en claro proceso de mejora”, teniendo muy presente el alto potencial del nuevo proyecto de la ciudad autónoma.

 Manolo Berenguel y Fran Iribarne recuerdan que los de Abdelkader no han perdido en las dos jornadas anteriores y llaman responsablemente a la afición verde: “Dieron ejemplo ante Lugo y ahora harán lo mismo”.

De partidazo en partidazo, como bien marcaba la hora de ruta antes del comienzo de la competición, la Superliga ‘aprieta’ a todos los equipos y, en concreto, a Unicaja Almería, le pone de seguido una visita al favorito Guaguas y un recibimiento al, por fin parece que definitivamente consagrado, Melilla. Así lo ven desde la casa verde, como un rival temible que, de hecho, llega invicto al Moisés Ruiz, pero a su vez es un rival idóneo para rearmarse plenamente de confianza. Manolo Berenguel, con el debido respeto a su adversario, mira mucho más su lado de la red otra semana más, que ha vuelto a exprimirse al máximo en cuanto a aprovechamiento del tiempo: “Sin duda, el nivel del equipo está subiendo poco a poco, además de que la realidad de lo que hacemos en los entrenamientos no es acorde a la imagen que estamos dando en los partidos”. En algún momento habrá un ‘clic’, y se quiere que sea ya.

El técnico ahorrador, además, ya cuenta con su plantilla al completo, “se nota que se ha incorporado Javier Jiménez, incluso la semana anterior, en la que no saltó y se limitó a rotaciones de atrás, lo que mostró ya fue buenísimo para el grupo, pero es que esta sí está saltando, se ve su calidad y hay compañeros que lo toman como referencia, previéndose que su nivel será altísimo durante la temporada”. Siguiendo las palabras del míster, un Fran Iribarne que se ha venido mostrando resolutivo da, de igual modo, un toque de atención sobre el crecimiento, cada vez más notorio, del grupo: “Se está viendo, estamos entrenando duro y el equipo está subiendo; lo que nos faltaba era creérnoslo, y eso se está haciendo, nos lo estamos creyendo poco a poco, y en el día a día, en los entrenamientos, se está notando muchísimo”. Ese es el sentir de una plantilla bastante aislada a comentarios externos.

De hecho, Berenguel no desvela si el cubano debutará o no, porque además es algo que no le quita el sueño: “No hay ninguna prisa en ese tema, y además tenemos un equipo, siempre lo he dicho, que independientemente estuviera Javier o no, era para dar otro imagen, ya lo hemos hecho las dos primeras jornadas a pesar de la derrota ante Guaguas; siempre hay que buscar la parte positiva e hicimos dos sets y medio a un buen nivel, en los que sí es verdad que todavía nos faltan cosas, bastante, diría yo, que aun no nos salen, pero eso está previsto en la línea de trabajo que seguimos y estoy convencido de que nos va a salir, seguro”. Además, están las ganas, como subraya Iribarne: “Estamos muy motivados porque día a día estamos viendo que el nivel está subiendo muchísimo, y es verdad que Melilla viene de no perder, aunque llevamos dos jornadas y no se puede hablar mucho”.

Para el receptor, incluso se debe sacar provecho a haber perdido: “Ellos van por el camino de la victoria y nosotros ya hemos conocido la derrota, que jugará a nuestro favor porque conocemos todas las situaciones de la competición; el sábado vamos a ir a muerte, porque sabemos que ellos vendrán muy motivados a sacarnos puntos para mantenerse por arriba, y nosotros vamos a ir a rompérselo”. Con un explícito “esa es la lectura que hay que hacer”, el técnico retoma y analiza al rival: “Ha hecho un equipo bastante superior al de la temporada pasada, creo que están conjuntando todo bastante bien, con jugadores expertos como puede ser Riganti, el colocador, que llega de la liga argentina, y Martina también, el opuesto, que va a aportar, igual que Scarpin; se están creciendo, llegan invictos, por encima de nosotros en la tabla”.

En todo caso, Unicaja Almería tiene “armas para contrarrestar todo eso”, argumenta Manolo, que añade que “la lectura es lo que tenemos nosotros de la red a nuestro campo, es lo que debemos mejorar y se está consiguiendo día tras día”. Ha sido el mensaje de la semana: “Como dicen los jugadores, ellos mismos se dan cuenta de lo que el grupo necesita para mejorar su nivel y son ellos los que lo pueden hacer, ya los planteamientos de los entrenamientos pueden ser mejor o peor, pero quien hace que un entrenamiento sea bueno o malo es el jugador”. Berenguel habla de “buena predisposición” para que salga “un grandísimo trabajo; esa es la mentalidad que hay ahora, se están dando cuenta de que necesitan un plus, hay correcciones individuales que no les están gustando, ni a mí tampoco me gusta hacerlas, porque el jugador puede estar incómodo, pero como hay que pensar por y para el equipo, hay que trabajar así, y lo están acogiendo bien al ver la subida de rendimiento”.

Sencillamente “espectacular” la predisposición de su plantilla, insiste el míster, Fran Iribarne lo constata y dejará de lado los sentimentalismos: “Es verdad que a Melilla le tengo mucho cariño, fueron mis dos primeros años de Superliga, pero es verdad también que cuando están al otro lado de la red no hay sentimientos, así que iré a muerte y es lo que hay”. Admira el almeriense el grupo formado por Abdelkader: “Se ha reforzado muchísimo, y eso que el equipo del año pasado ya me gustaba, y a pesar de la mala suerte de una lesión de un jugador pilar, lo han resuelto fichando a Javi Monfort, que es un jugador que le va a venir muy bien, como se vio la pasada jornada”. Iribarne quiere mostrar más: “Físicamente me encuentro muy bien, me preparé en verano y ahora lo noto, asumiendo más responsabilidad y más balones”.

Por último, se regresa a casa otra vez con público en la grada, después de un gran comportamiento ante Lugo que enorgulleció a todos, incluido a Berenguel: “Es lo que necesita la situación actual, fuimos muy responsables y ante todo pido calma a todo el mundo para que salga bien entre la gente que viene a vernos y la gente que lo prepara para que salga del modo más ordenado posible, y que empujen cuando tienen que empujar, que para el equipo es fundamental sentirse arropado por ellos”. Fran Iribarne reconoce que le sorprendió mucho la gran afluencia de hace dos fines de semana: “Pensaba que iba a venir menos gente, y cuando vi el pabellón así me impactó un poco, dije ‘¡qué bien, se nota que la gente tiene ganas de volver!’. Del conjunto destaca que “se vio a todo el mundo muy atento a los detalles, seguro que porque querían volver, y querían hacerlo todo de la mejor manera posible para poder seguir viniendo a los partidos”.

Escrito por en 15 Oct 2020. Archivado bajo Deportes, Voleibol.
Puedes seguir las respuestas de esta entrada por el RSS 2.0. Puedes ir al final y dejar una respuesta. Pinging no esta permitido

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Iniciar sesión - Registrarse

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google

Propiedad de KL Prensa y Comunicación    Aviso Legal